• +34 914783498
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

CARMENA OFRECE AYUDAS FISCALES A LAS EMPRESAS QUE FOMENTEN EL TELETRABAJO

FUENTE: Abc
17/01/2018

 

El Ayuntamiento de Madrid quiere reducir de manera drástica el tráfico en la ciudad y de forma inherente, la contaminación. Uno de sus planes para contribuir a estos objetivos, incluido dentro del Plan A de Calidad del Aire -al margen de la gran APR y la reducción de carriles para el vehículo privado-, es conseguir que las grandes empresas de la capital promuevan el uso del transporte público y el teletrabajo entre sus empleados; también la flexibilización de horarios y descongestionar así las principales vías en horas punta. Para ello, el Área de Desarrollo Urbano Sostenible (DUS) citó ayer en su sede, el edificio Apot del Campo de las Naciones, a las entidades ubicadas en la zona más problemática de la ciudad para el tráfico, el norte de la M-30 y la M-40, Manoteras y Las Tablas.

 

Directivos de Telefónica, BBVA, Bankia, Ferrovial, El Corte Inglés, la Confederación Empresarial de Madrid (CEIM) y la Fundación Más Familia -que fomenta la conciliación laboral- se reunieron con el delegado de DUS, José Manuel Calvo, para, entre todos, establecer un plan de acción que comenzarán a aplicar las grandes empresas para que sirva de espejo a las medianas y pequeñas. El Consistorio pone sobre la mesa otorgar ayudas y desgravaciones fiscales a aquellas entidades que generen un «horario laboral sostenible». Entre sus propuestas ofrece apoyo a la compra pública a través de la concurrencia competitiva, que se refiere a que iniciarían los trámites con la Administración General del Estado para que aquellas compañías que implanten medidas de movilidad en el trabajo puedan tener algún reconocimiento en los procesos de contratación pública. 

También se compromete el equipo de Manuela Carmena a dar bonificaciones fiscales a través del Impuesto de Sociedades y el Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE), que son de su competencia, así como mover ficha para la tributación de la Seguridad Social. Por ahora no saben el porcentaje del que se beneficiarían las entidades. «Está por tratar y valorar», manifiestan desde DUS. En un último ámbito apuestan por que estas empresas tengan acceso preferente a través de subvenciones y de créditos; es decir, que la aplicación de estas medidas sean un aspecto a tener en cuenta a la hora de otorgarlos.

El encuentro de ayer es el primero de las próximas tres reuniones que se van a desarrollar antes del verano con estas sociedades para esbozar un plan de aplicación paulatino, cuyas líneas generales estarían definidas este año. La toma de contacto sirvió para exponer las medidas que en estos momentos ponen en práctica las empresas citadas y compartir experiencias. Se pretendía acordar la colaboración entre todas que, aunque ya ofrecen la flexibilidad de horarios entre sus empleados, mostraron su voluntad de contribuir aún más en mejorar el tráfico de la ciudad. Desde Bankia, cuya sede está instalada en la Castellana, se comprometieron a crear un aparcamiento para bicicletas y equipado con enchufes para coches eléctricos. «Todo lo que sea contribuir a mejorar el tráfico, ahí nos tendrán», informaron desde la entidad bancaria.

Telefónica, que mueve más de 10.000 trabajadores diariamente a Las Tablas, al norte de la capital, trasladó que ya cuentan con una boca de Metro que financiaron en sus instalaciones, margen horario para sus trabajadores y numerosos negocios en el entorno para evitar los desplazamientos de la plantilla por gestiones personales (farmacias, tintorería, supermercado, administración de lotería…). Incluso cuentan con una aplicación móvil para optimizar las plazas de aparcamiento de las que disponen.

No usar el coche

BBVA, con 7.000 trabajadores en la ciudad financiara de La Vela, también mantiene acuerdos con la Empresa Municipal de Transportes (EMT) para servicios de lanzadera; recordaron que ya pagaron la construcción de la pasarela en la carretera de Burgos (A-1). Lo que menos gustó a la Administración madrileña fue la opción que permiten todas estas compañías de aparcamiento compartido, también llamado colaborativo o «park sharing». Es decir, cuando un empleado no utiliza una plaza se lo cede a otro. Calvo trató de que calara la idea de que lo que hay que evitar es el uso del vehículo privado y fomentar el uso del transporte público. Entre las sugerencias que partieron de su área se recogía la de promocionar el uso de las motos y las bicicletas, así como el fomento de los coches compartidos.

Un carril exclusivo

El Ayuntamiento va a estudiar junto a estas compañías que se puedan dar bonificaciones en aparcamientos de rotación y en zonas de Servicio de Estacionamiento Regulado para aquellos vehículos de alta ocupación. Más ambiciosa aún sería la medida de dar un tratamiento preferencial para autobuses y coches con muchos pasajeros que vayan a la misma empresa, creando carriles exclusivos para ellos. Se planteó también la concesión de ayudas a los empleados para el uso del transporte público, como ya hacen muchas compañías, así como promover compartir el vehículo.

Desde la Fundación Más Familia, que se encarga de premiar con el certificado EFR a aquellas empresas que abanderen la conciliación familiar, solicitaron al Consistorio que se ayude a todas aquellas entidades que de verdad fomenten el teletrabajo y la flexibilidad de horarios. Ayer se empezaron a mover las fichas para contribuir a revolucionar el tráfico de la ciudad.

La contaminación se agravó el año pasado en Madrid con un incremento «notable» de los niveles de dióxido de nitrógeno (NO2). Así lo revela un informe de Ecologistas en Acción, publicado ayer, que sostiene que la capital rebasó los límites establecidos por la legislación europea por octavo año consecutivo, según los índices de sus 24 estaciones de medición. Así, la Comisión Europea mantiene abierto un expediente que puede derivar en una multa si no se adoptan medidas para reducir la polución. El valor límite fijado por la UE es de 40 microgramos de media al día por metro cúbico. La explicación a este incremento, según Ecologistas en Acción, son las condiciones meteorológicas adversas de los últimos meses (año cálido y seco, sin lluvias) y un repunte considerable del tráfico.


© 2018 Instituto Logístico Tajamar. Todos los derechos reservados.

Main Menu